AconcaguaDestacadosLos Andes

Internos de la cárcel de Los Andes se convierten en maestros cocineros

Luego de la capacitación correspondiente, diez privados de libertad de la cárcel de Los Andes cambiaron sus celdas por las salas de clases y central de alimentación para convertirse en maestros cocineros.

Arrollados de huaso, empanadas, empolvados y brazos de reina son solo algunas de las recetas que un grupo de diez privados de libertad del Centro de Cumplimiento Penitenciario (CCP)  de Los Andes han tenido que realizar durante el último mes. Este equipo, compuesto por hombres y mujeres, forma parte del curso de Cocina Nacional.

Los diez internos han dejado sus celdas para pasar prácticamente todo el día entre la sala de clases y la central de alimentación de la unidad penal. El curso, que forma parte del programa de transferencia al sector público de Sence, se realiza de lunes a viernes, de 11:00 a 17:00 horas.

Claudia Rivero, maestra de cocina y una de las dos docentes a cargo de la iniciativa que comenzó el 27 de julio, subrayó el desempeño de sus alumnos.

“Tengo que destacar la gran participación que han tenido en el curso, un curso sumamente participativo. Todas las recetas las han hecho ellos y les han resultado. El curso, la verdad, es que ha sido un éxito. Tenemos que entender que va a ser difícil para ellos encontrar trabajo en el exterior, por lo tanto, tenemos que entregarles las herramientas para que ellos, por si solos, puedan valerse y hacer un cambio real en sus vidas”.

Uno de los internos que ya contaba con experiencia en el rubro es Cristian Artigas, quien trabaja en la central de alimentación. Para el joven esta ha sido una gran oportunidad

“Soy uno de los cocineros de este establecimiento y esto me ha ayudado a aprender varias técnicas sobre todo de pastelería. Es bueno que nos den la oportunidad a nosotros, porque al hombre también le gusta cocinar. Siempre me ha gustado la cocina. Es un campo que me interesa”.

Por su parte Claudia Herrera destacó que: “Se nos dieron hartas posibilidades de poder desempeñarnos de otra manera. Ha sido súper constructivo para nosotros. Se nos dio la oportunidad y se formó un gran equipo de trabajo, que igual cuesta en estos lugares, pero acá se dio un gran equipo Hay mucha empatía, compañerismo. Nos ayudamos entre todos y ha sido muy bueno en ese sentido”

ALBAÑILES

El encargado laboral del CCP andino, cabo segundo José Muñoz, informó que prontamente se desarrollará una nueva instancia de capacitación para la población penal.

“Estamos a la espera de un nuevo curso, que se va a realizar en albañilería, para remodelar la brigada especial contra incendios. Participarían alrededor de 20 internos, entre damas y varones”.

Los privados de libertad que aprueben los talleres serán certificados por Sence, servicio que se encuentra ejecutando otros cursos en distintas unidades de Gendarmería en la región y entre los que se encuentran los de: instalaciones eléctricas, soldadura TIG MIG, instalación de pisos flotantes y cerámicos, corte y confección, etc.

Deja un comentario