AconcaguaDestacadosSan Felipe

Por cuasidelito de homicidio formalizaron a médico que practicó operación de abdominoplastía en el hospital de San Felipe

Gran expectación publica suscitó en Aconcagua la formalización en el Tribunal de Garantía de San Felipe del médico del hospital San Camilo, Marcelo Yáñez Leyton, por cuasidelito de homicidio o negligencia médica, a propósito de la muerte de Jacqueline Bascuñán Silva, domiciliada en Quillota, una de sus pacientes que sometió a una abdominoplastia en el mencionado centro asistencial el 8 de diciembre de 2022.

Tras los antecedentes expuestos en la audiencia de formalización de cargos que hizo el Ministerio Público, el Tribunal determinó que el médico quedara con firma mensual, arraigo nacional y fijó un plazo de 180 días para el término de la investigación de la causa.

Eduardo Fajardo, Fiscal Adjunto Jefe de la Fiscalía de San Felipe, quien lleva la investigación en contra del médico Marcelo Yáñez Leyton, indicó que el sujeto «fue formalizado por un cuasi-delito de homicidio a través de lo que conocemos como la figura de negligencia médica».

Los hechos que se le imputan tuvieron lugar el día 8 de diciembre del año 2022, fecha en que la víctima,  Jacqueline de las Mercedes Bascuñán Silva, paciente de este médico, decidió someterse a una cirugía u operación de abdominoplastía, coordinando el médico  en mención un pabellón del Hospital San Camilo con un profesional anestesiólogo y personal tens.

El Fiscal sostuvo que se ha podido establecer que la operación en cuestión se lleva a cabo el día indicado; “quedando la víctima bajo un cuidado mínimo y posteriormente el médico la deriva hacia su domicilio en la comuna de Quillota, donde posteriormente fallece.

En concepto de la fiscalía, según se logra determinar en el curso de la investigación, el médico imputado en estos hechos, Marcelo Yáñez, “no practicó a la víctima exámenes preoperatorios, los que eran necesarios para tomar una decisión de someter o no a una paciente a una cirugía de esta naturaleza, ya que de acuerdo a la ficha clínica de la víctima, esta presentaba obesidad, diabetes e hipertensión.”

«Son antecedentes médicos que de haberse sometido a estos exámenes preoperatorios, probablemente la decisión de operar o no se hubiese suspendido o derechamente no se hubiese realizado. Luego se deriva tempranamente a la víctima hacia su domicilio en circunstancias que, conforme a las características de la cirugía, debió quedar hospitalizada en alguna de las camas del Hospital San Camilo, existiendo camas por lo demás para dichos efectos. Por estos hechos que la Fiscalía formaliza investigación, el Tribunal decretó las cautelares de firma mensual a radio nacional, fijando un plazo de investigación”-precisó Fajardo, tras la formalización.

Deja un comentario